Motivación mes de junio

 

A lo largo de este curso hemos ido profundizando en los pilares de nuestro Schoenstatt. En este mes de junio queremos profundizar en la conciencia de misión de la que tanto nos ha hablado el P. Kentenich de la mano de la Hermana Mónica María. De esta forma crecemos en nuestra conciencia de misión hacia el mundo, hacia nuestra Iglesia diocesana. María nos ha regalado mucho desde el Santuario y nos envía a entregarlo.    

Misión Cuba

En el verano de 2015 la Juventud Femenina Universitaria de España llevó a cabo una experiencia misionera, “Misión Cuba” en la parroquia del P. Bladimir, miembro de la Federación de Sacerdotes de Schoenstatt, en Santa Cruz del Sur.

Este verano de 2016 la misión a Cuba se repite de nuevo. En esta ocasión irán dos matrimonios de la Federación de Familias con sus cuatro hijos cada uno y ocho jóvenes profesionales para trabajar con las juventudes femenina y masculina.

El P. Bladimir ha indicado de qué manera se puede ayudar a la labor que están desarrollando allí y aprovechando que se van a desplazar desde España a Cuba un grupo de gente, puede ser un buen momento para hacérselo llegar.

En la imagen adjunta tienes todo lo necesario, si pinchas sobre la imagen lo podrás ver más grande.

Día del Santuario en Pozuelo

Ayer domingo día 12 de Junio , se celebró  en Pozuelo, el día del Santuario .

Adjuntamos algunas fotos donde se recogen esos momentos tan bonitos, junto con una crónica

contándonos lo vivido.

2016-06-12 15.27.31 - copia                         2016-06-12 15.40.14 - copia

El Domingo pudimos disfrutar del día de “puertas abiertas” en el Santuario de Pozuelo. Nos encanta ir porque es un día de disfrutar con la familia, los amigos, un día de compartir esta gran familia de Schoenstatt en Madrid con la Mater a la sombra de su santuario.

2016-06-13-PHOTO-00020321 - copia                                             2016-06-12 15.33.18 - copia

Comimos, charlamos, jugamos al mus , rezamos, los niños no pararon con mil actividades y al final del día, los jóvenes nos ofrecieron un magnífico concierto.

Gracias a todos los que lo organizasteis, trabajasteis e hicisteis posible que los demás pudiéramos pasar un día tan agradable.

Cristina Basa

 

2016-06-12 15.37.34 - copia          2016-06-12 16.37.58 - copia                2016-06-12 16.48.40 - copia

 

Romería entre los Santuarios de Serrano y Pozuelo

Un años más, os animamos a asistir  el día 21 de Mayo, a la  Romería que habrá desde el Santuario de Serrano al Santuario de Pozuelo. Se saldrá después de la misa de Serrano, y estará preparado para que puedan asistir toda la gente que lo desee, incluso para niños pequeños, ya que habrá diferentes alternativas en el camino.

IMG_5338

A la llegada al Santuario de Pozuelo se rezará una oración y luego habrá una comida benéfica. Para más información pinchar aquí

 

Rosario en el mes de Mayo

MES DE MAYO, MES DE MARÍA

DSC_2310

Como todos los años, queremos recordaros que se rezará el Santo  Rosario durante el mes de Mayo en los Santuarios de Pozuelo y de Madrid, antes de las misas de por la tarde. Os animamos a todos a que nos unamos en oración con María nuestra Madre.

En el Santuario de Pozuelo será a las 19,30 h antes de la misa de 20,00 h

En el Santuario de Madrid, será a las 20,00  antes de la misa de 20,30 h

Los viernes se rezará el Rosario para los niños,  a las 18,30

 

 

Nuevos nombramientos

Con gran alegría os comunicamos que ha sido nombrada la Hna. Maria del Mar, asesora de la Liga de Familias.

Estará tres semanas en Madrid y una en Cataluña, haciendo las labores que ejercía hasta ahora.Muchos de vosotros ya la conocéis por su misión con la Virgen Peregrina y las  Misiones Familiares.  Queremos darle la bienvenida  y le deseamos lo mejor, para este próximo curso.

Imagen relacionadaTambién queríamos comunicaros el nombramiento de la Hna. Sylvia María,  como Maestra de Novicias en el Santuario Original, en Schoenstatt, Alemania.

Os pedimos oraciones para las dos en sus nuevas misiones.

ORACION DEL PAPA FRANCISCO

Dios de Misericordia, te pedimos por todos los hombres, mujeres y niños que han muerto después de haber dejado su tierra, buscando una vida mejor. Aunque muchas de sus tumbas no tienen nombre, para ti cada uno es conocido, amado y predilecto. Que jamás los olvidemos, sino que honremos su sacrificio con obras más que con palabras.

Te confiamos a quienes han realizado este viaje, afrontando el miedo, la incertidumbre y la humillación, para alcanzar un lugar de seguridad y de esperanza. Así como tú no abandonaste a tu Hijo cuando José y María lo llevaron a un lugar seguro, muéstrate cercano a estos hijos tuyos a través de nuestra ternura y protección. Haz que, con nuestra atención hacia ellos, promovamos un mundo en el que nadie se vea forzado a dejar su propia casa y todos puedan vivir en libertad, dignidad y paz.

Dios de misericordia y Padre de todos, despiértanos del sopor de la indiferencia, abre nuestros ojos a sus sufrimientos y líbranos de la insensibilidad, fruto del bienestar mundano y del encerrarnos en nosotros mismos. Ilumina a todos, a las naciones, comunidades y a cada uno de nosotros, para que reconozcamos como nuestros hermanos y hermanas a quienes llegan a nuestras costas.

Ayúdanos a compartir con ellos las bendiciones que hemos recibido de tus manos y a reconocer que juntos, como una única familia humana, somos todos emigrantes, viajeros de esperanza hacia ti, que eres nuestra verdadera casa, allí donde toda lágrima será enjugada, donde estaremos en la paz y seguros en tu abrazo.

LA FE PRÁCTICA EN LA DIVINA PROVIDENCIA

Hna. María del Mar Parés- Abril 2016

La Fe Práctica en la Divina Providencia es una pieza clave dentro de la espiritualidad de Schoenstatt, tanto es así que sin ella Schönstatt no existiría. Los schönstattianos, cuando sellamos nuestra Alianza de Amor con María, nos unimos especialmente a nuestra Madre del Cielo. Desde ese momento, Ella pasa a ser de manera sobresaliente nuestra Educadora y como tal nos va enseñando su misma manera de ver la vida, como Hija predilecta del Padre Eterno que confía plenamente en su Divina Providencia. María nos acerca al Dios de los Cielos y nos enseña a amarlo como nuestro Padre y a verlo como ese Dios personal que está preocupado por nuestra pequeña vida y a quién le importan nuestras alegrías y penas.

Nuestro Padre y Fundador lo aprendió también de María desde su consagración a Ella a los 8 años. En aquel entonces, a través de María, aprendió a entregar sus nostalgias y sus sufrimientos de niño en aquel inhóspito orfanato y a descubrir las pequeñas y grandes alegrías de la vida diaria. Se ejercitó tanto en esto que, más tarde, ante cualquier acontecimiento de la vida, pequeño o grande, siempre se preguntaba: ¿Qué quiere decirme Dios con esto? ¿Qué me pide ahora? Y de acuerdo a ello actuaba.

Fue así como fundó Schoenstatt, por un acto de fe en la Divina Providencia, y como fue guiando la  construcción de esta gran Obra divina. El Padre no tenía planes personales, únicamente su gran plan era dejarse guiar por el plan de Dios y dejarse usar como su pequeño instrumento. Esta fe práctica en la Divina Providencia fue la que le daba la certeza de ir respondiendo en todo a la voluntad de Dios. Y por esa fe creció tanto su seguridad que se convirtió en una seguridad inamovible, su fortaleza con la que venció todas las dificultades y su firmeza en las decisiones, tal como la del 20 de Enero de 1942 que sólo puede entenderse a la luz de esta fe. Sobre el fundamento de esta fe creció el castillo de la Obra de Schoenstatt y nada ni nadie puede entenderse sino es bajo el prisma de esta fe.

Así lo manifestó nuestro Padre en una ocasión: “Esta es la fe que de manera tan victoriosa ha guiado a Schoenstatt en los años transcurridos. La fe, que nos fue regalada como un libre regalo desde lo alto. Esta es la fe que más y más ha ganado la victoria sobre todo lo puramente humano. Esta es la fe providencial sin la cual no tenemos derecho a existir. La fe providencial de la cual yo personalmente estoy convencido que nos fue implorada, que siempre nos será implorada, en el Santuario, por la querida Madre de Dios como nuestro carisma”. P.K. 

Pidámosle  pues a María que implore desde nuestro Santuario, para todos nosotros, esta misma fe que regaló al Padre y con la que venció todas las batallas de la vida. 

Con Ella podremos ver la vida con una nueva luz. Yo me lo imagino así: es como si pasáramos de padecer miopía a ponernos unas gafas que nos permiten ver la vida con otro brillo, con una nueva luminosidad. Y es que es una luz que no se apaga nunca y menos aún cuando la vida se vuelve oscura y gris por las cruces o sufrimientos que nos toque sobrellevar. No, esa lámpara sigue iluminando aún con mayor intensidad porque se alimenta de la firme convicción: “Dios es Padre, Dios es bueno y bueno es todo lo que Él hace y permite”.

En este sentido, os invito a rezar con nuestro Padre y Fundador:

“ También así quieres actuar en nuestro Santuario fortaleciendo la fe de nuestros débiles ojos, para que contemplemos la vida con la mirada de Dios y caminemos siempre bajo la luz del cielo.

Haz que esa luz me ilumine, y mire con fe cómo el amor del Padre me acompañó en este día. Fidelidad a la misión sea mi agradecimiento por sus innumerables dones.” (HP 213-214)