Retiro en Mallorca: Acompañar y aprender

PUBLICADO EL 2021-11-21IN VIDA EN ALIANZA schoensttt.org


RETIRO EN MALLORCA :Acompañar y aprender Publicado en Schoenstatt.orgVida en Alianza ESPAÑA, Pilar de Beas •

El fin de semana pasado (13 y 14 de noviembre) tuvimos nuestro primer retiro de Schoenstatt, un retiro casi fundacional, en la isla de Mallorca.

Retiro Mallorca

Tendría que empezar contando que esta isla española está llena de paisajes maravillosos, un clima muy bueno y unas vistas espectaculares.

Creo que muchos europeos y sobre todo alemanes, ingleses y franceses pueden dar buen testimonio de ello, ya que es una isla que vive en buena parte del turismo.

Los madrileños que fuimos a ayudar

La misión de fundadores

Herr Lambert

Allí mi hija Fátima Alvarado fue destinada como médico y ha fundado el Movimiento, que como en todos los sitios, va creciendo muy poco a poco. Es verdad que, en gran parte, por una falta de espiritualidad en muchos ámbitos, a pesar de que el Opus Dei cuenta con una gran parte de seguidores, pero también por una falta de sacerdotes que acompañen y se entreguen, a pesar de la cantidad de Iglesias que hay en Palma capital.

De hecho, tengo que mencionar de manera especial a un alemán, el señor Lambert que se enamoró de la isla y se afinco allí una vez jubilado volcándose en cuerpo y alma al servicio de Schoenstatt.

Recuerdo que todos los días 18, este señor mayor sin saber nada de español se presentaba en las misas y oraciones de cada día de Alianza con un cuadro del padre Kentenich que le regaló el mismo papa Juan Pablo ll en una de esas peregrinaciones que organizaba, ya que era conductor de autobuses. Él, por su fidelidad y cercanía, se hizo un hueco grande entre la familia schoenstattiana balear. Un gran admirador de Schoenstatt y del Padre Kentenich a quien tenía especial veneración.

Tocando la realidad de la iglesia peregrina

Fue un retiro de casi dos días, al que fuimos 5 personas y el P. José María García. Costó mucho la convocatoria y finalmente aparecieron más de 20 personas.

He estado pensando mucho en lo que a mí personalmente me ha llamado más la atención de tantas vivencias acaecidas y realmente lo más significativo es el «cambio de sociedad» tan drástico que estamos viviendo. Una sociedad que a pesar de tenerlo todo, estamos perdiendo los valores fundamentales como es la familia.

Pensábamos encontrarnos con matrimonios, personas felices y religiosas con vidas cómodas y resueltas y la Mater nos ha regalado mujeres, que están viviendo el abandono de maridos, matrimonios que no se pueden casar por la iglesia porque no tienen la nulidad… Y yo me pregunto: ¿Qué quiere Dios con todo esto? Y desde lo más profundo de mi corazón recibo la respuesta: «Acompañar y aprender» de estas personas que sufren y que son «ejemplos vivos» de esta realidad que vivimos.

Y cómo schoenstattianos tenemos que «abrir los ojos» a esta realidad que nos toca vivir en este siglo XXl. No podemos encerrarnos en nuestro «pequeño mundo» de una familia plena de bienestar y comodidad.

El papa Francisco nos invita a «armar jaleo», llegando como cristianos y schoenstattianos a ayudar a cambiar la sociedad en la que poco a poco vamos sucumbiendo.

Ha sido un retiro de intercambio, de conocimiento de nuestra Madre y de vivir lo que significa ser «sus aliados».

“¿Quién soy yo para que me visite la madre de mi señor?”

El lema “¿Quién soy yo para que me visite la madre de mi señor?” nos ha hecho conocer y reconocer nuestra pequeñez y humildad para sabernos instrumentos en las manos de Maria como ocurrió con la Visitación de Maria a su prima Isabel.

«Quiénes somos nosotros para que Maria haya posado sus ojos en los nuestros para que la ayudemos a construir un mundo mejor en estos tiempos difíciles?” Y yo desde el fondo de mi alma solo puedo repetir las palabras de cada aliado suyo: nada sin ti, nada sin nosotros.

Retiro Mallorca